Catnapp, la artista argentina que copó “Poco ortodoxa”

El promedio del capítulo tres de
Poco ortodoxa
, la serie sensación de Netflix, muestra a su personaje central (Esty, interpretado por Shira Haas) en el medio de una discoteca de Berlín. O en las antípodas de la vida que vivía hasta hace pocos días y de la que huyó, que la tenía como una de las tantas jóvenes y abnegadas esposas de la ortodoxa comunidad judía de Williamsburg, Nueva York.

¿Y cuál fue el estímulo que recibió en ese espacio de una de las capitales fundamentales para el desarrollo de la música electrónica universal? El de la artista argentina Catnapp, que reside en Berlín desde hace años pero que hasta ayer nomás visitaba Córdoba como artista estelar de la fiesta Bullybass o como otra de prestigio en el Arte Joven Fest, la pata dedicada a lo emergente del Festival de la Palabra del año pasado.

Fue un shock estimulante ver a Amparo Battaglia, el nombre real de Catnapp, en la narración y luego en los créditos de Poco ortodoxa, una realización audiovisual de excelencia, al cabo. Sobre todo para clubbers, productores y colegas que se cruzaron con ella en algún estadio de un desarrollo que hoy la tiene como una de las figuras de Monkeytown Records.

Ese es el sello con sede berlinesa de Modeselektor (el dúo de los productores, dee jays y músicos Gernot Bronsert y Sebastian Szary), que presenta a Catnapp como alquimista que logra una atmósfera intensa y nostálgica con ritmos pesados. “Catnapp combina r&b, rap, breakbeat, pop, drum n’ bass y otros géneros. Y en sus letras, habla sobre el amor, la ira y el odio, pero también sobre el miedo, la oscuridad y los recuerdos de las pesadillas”, añade la presentación de Monkeytown Records, que capitalizó el fichaje de Catnapp con la publicación del álbum Break (2019). “Su música puede ir desde el ritmo más simple de 4/4 hasta la percusión experimental rota con pads y sintetizadores profundos, lo que genera un sonido único y original”, completa.

Catnapp llegó a Berlín en 2018, en el marco de un viaje en el que buscaba ampliar horizontes expresivos, según le expresó al sitio MixMag. Pero con Buenos Aliens fue más allá: “No sabía cuál sería mi destino. De hecho, pensaba que iba a vivir en Londres, donde me quedé 10 días y no lo sentí, la gente está en un modo ‘demasiado amigable’, cuidadoso, rozando lo falso. El clima tampoco me cerró”.

“A Berlín llegue un mayo, todo floreciendo, empezando el calor. Además, había amigos de vacaciones, así que fue una bienvenida súper amena. Las fiestas a las que fui fueron todas increíbles. Decidí quedarme instantáneamente”, reveló la artista, que ya es parte del paisaje de la capital alemana.

Catnapp amplificó su música por una ficción de Netflix. (Instagram Catnapp/ @duranite)

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *