¿Chau pogo? Expertos dicen que debería prohibirse cuando vuelvan los shows

En los futuros tiempos de conciertos con distanciamiento social, autocines y pistas sectorizadas como corralitos, parece que no será momento para hacer pogos o practicar el crowdsurfing.

Pero ahora llega un grupo de expertos para recomendar que deberían prohibirse estas prácticas: "Los pogos y el crowdsurfing violan el distanciamiento social per se y deben estar absolutamente prohibidos durante esta pandemia".

Es decir, que aunque productoras como Live Nation o recintos como el WiZink Center estén ya planeando cómo retomar la actividad de conciertos cuanto antes, lo último que recuperará la normalidad será el viejo y noble arte de apretujarse y empujarse tribalmente en los shows.

Y es que la organización Event Safety Alliance (ESA) ha publicado una nueva guía con indicaciones de seguridad para mantener al público y a los trabajadores a salvo cuando vuelvan los conciertos.

Según explica el NME, miembros de la ESA han hablado con más de trescientos promotores, empresas de catering, empleados de ticketing y trabajadores de todo tipo del sector de la música en directo de todo Estados Unidos.

La guía también da consejos sobre cómo manejar las enfermedades entre los asistentes, desinfectar los lugares y garantizar la salud de los empleados al escalonar los horarios de entrada a los conciertos y hacer que todas las compras de merchandising se hagan sin contacto.

"Unos pocos cambios obvios serán necesarios cuando vuelvan los eventos para multitudes", remarca la guía, que puede descarse en su totalidad desde su página web.

¿Se imaginan un Cosquín Rock o un show de La Renga sin pogo?

pogo_1589394540.jpg

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *